Un libro en la basura

Estándar

Llego a la sede de ABC y en la primera papelera que hay según pasas la garita de seguridad -de esas antiguas, en forma de cesto y de color verde botella- algo  capta mi atención. Parecía un libro, pero como muchas veces las papeleras de los medios de comunicación están llenas de papeles, revistas, periódicos, etc.; he tenido que acercarme para comprobarlo. Efectivamente, era un libro.

Lo primero que he pensado es que para estar en la basura, tiene que ser un libro muy mal. Pésimo. Lo he cogido -nunca he tenido escrúpulos a la hora de coger objetos de la basura, independientemente de su valor- y le he echado un ojo. La imagen de la portada no me ha gustado mucho, pero la de la contra me ha encantado. Es una foto en blando y negro en la que se puede ver a un hombre con boina y sujetándo lánguidamente con los labios un puro más largo que un día sin pan. Todo esto delante de un cuadro mural de un elefante. La contra me ha convencido. Me lo he llevado.

Mientras caminaba desde la papelera hasta la entrada he ido hojeando el libro, leyendo algunos fragmentos. Lo más llamativo es que transcurre en Chiclana, así que gran parte del texto es una transcripción de conversaciones en andalúz. Lo que me ha convencido ha sido un fragmento en el que hablaba del viento. El viento en Cádiz, señores, es una maravilla.

No creo que vaya a leer este libro, principalmente porque tengo varias estanterías llenas de libros que quiero leer, pero para los que no encuentro tiempo. A pesar de ello, lo conservaré, porque no creo que ningún libro, por malo que sea, merezca acabar en una papelera corriente y moliente. Por lo menos en un contenedor de reciclaje, ¿no? Y, como dijo Cayo Plinio el Jóven, no hay libro tan malo del que no se pueda aprender algo bueno.

Anuncios

2 comentarios en “Un libro en la basura

  1. Señor Verde

    ¡Anda Plinio el Joven! Yo no tenia ni idea de que fuese un personaje para citar, fuera de todo lo relacionado con las catástrofes y la destrucción volcánica.
    En otro orden de cosas no se si soy partidario de “tomar” cosas de la papelera, pero tienes razón en el sentido de que no es lugar para un libro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s